Loca manía

30 11 2009

Dejar la manía de girar el reloj hacia atrás nunca fue mi intención, pareciera que inconscientemente siempre para mí, que suceda era mi mejor solución; a lo largo de mi vida he llegado tarde a muchos sucesos de los cuales algunos tuvieron grandes consecuencias. Pero “reloj”, “tiempo”, dos palabras tan imprescindibles, insuprimibles, marcadoras, bello es el tiempo, tirano el reloj. El tiempo corre suave o corre volando, en cambio el reloj corre inalcanzable o corre insufrible. Para mí no hay reloj, sólo espacio, pero ¿qué hay del tiempo?, de eso no se habla quizá porque haya acumulados recuerdos o quizá por no alcanzar a imaginar lo que el tiempo traerá, pero en fin lo que marca no es el reloj, es el tiempo. Él deja huellas. Él es el único que transcurre y espera.

 

La Priti

San Cristóbal

Anuncios

Acciones

Información

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: